domingo, 29 de diciembre de 2013

"5 minutos para ser infiel y otras divagaciones testiculares" de Emilio del Carril - Paolo Astorga


5 minutos para ser infiel y otras divagaciones testiculares
Emilio del Carril
Editorial Pasadizo, 2007




5 minutos para ser infiel y otras divagaciones testiculares del escritor Emilio del carril (Puerto Rico, 1959) nos presenta  a lo largo de sus 11 cuentos el tema de la frustración sexual desde diferentes aspectos y situaciones. El libro cuya carga erótica es intensa y bien manejada nos muestra una serie de personajes que se enfrentan ante la encrucijada de la frustración que no solo se transcribe en el simple deseo de satisfacción sexual, sino que nos transporta a la psicología de sus personajes, sus miedos y anhelos. La infidelidad se presenta como un aliciente del desgaste del amor y la pérdida de comunicación erótica entre las relaciones de pareja. El autor ha construido un discurso que se puede definir de la siguiente manera: por un lado tenemos a los relatos donde las situaciones son el desgaste de la “chispa amorosa” (Con olor a orquídeas medievales), la búsqueda de nuevas experiencias sexuales, también originados por el desgaste de las relaciones (Cinco minutos para ser infiel), El descubrimiento tardío de la sexualidad homoerótica (1942. Un rayo de luz para la luna negra), los relatos que mezclan lo ritualizante y religioso con la posesión carnal y sexual (Ritual de la cruz y Narciso, vísteme a la santa), ciertos enredos amorosos que culminan en la experimentación de nuevas aventuras (En el pleno lugar donde los encuentro); el juego fetichista y la fantasía sexual que se mezcla con cuños de experimentación sexual (Causa y efecto del fetichismo de Nabucodosor), entre otros.

En suma, este libro nos muestra sin tapujos y con un tono confesional y directo, el constante problema de la masculinidad como identidad erótica. Los personajes de Emilio son siempre seres tentados por sus propios deseos y miedos. Las frustraciones que retrata no solo nos transportan a ver la realidad de ese “infiel” que todos llevamos dentro, sino que logra ver más allá de los sexos, la tensión que los hace dudar, que los mueve a actuar, el corazón que los traiciona hasta hacerlos ver que solo quedan los momentos, el silencio y por supuesto unas tremendas ganas de querer más.



Paolo Astorga


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada