domingo, 1 de febrero de 2015

Entrevista a Marcelo Nasra - Paolo Astorga

Entrevista a Marcelo Nasra


“El escritor de profesión no lo es: lo hace por oficio y se dedica a despachar kilómetros de palabras durante cierto período de tiempo. En cambio, no se puede ser un escritor artístico si no se es obsesivo en primer lugar, porque el artista no tiene otra opción que entregarse a la escritura, yéndole la vida en cada oración, en cada verso”.

Entrevista realizada por: Paolo Astorga


¿Desde cuándo comenzó a escribir? ¿Por qué?
Escribo desde mi infancia. Siempre tuvo algo mágico el hecho de construir realidades paralelas por medio de la palabra.

¿Qué es para usted ser escritor?
Decir que escritor es el que escribe resulta engañoso. Escritor es el que ha escrito algo de valor. Juan Rulfo es un escritor consagrado mundialmente que sólo tiene un par de obras. Otros han escrito muchísimo más y no lo son.

Cuéntenos sobre su vida, sus obras, sus proyectos, su actividad literaria.
Debo aclarar que por mi formación en primer lugar me considero músico, habiendo dedicando varios años a tocar en bandas, grabar algunos discos y difundir música con suerte dispar. En lo estrictamente literario, a comienzos de este año publiqué mi primera novela llamada “El espejo” y tengo planeado hacer lo mismo el año próximo con “Historias del barrio”, que es una colección de cuentos del género fantástico que trascurren en Barracas, un vecindario de Buenos Aires.

¿Cómo define el estilo de su narrativa?
Es difícil decirlo. Creo que se podría encuadrar dentro del neoclasicismo porteño.

¿Cómo ve la Narrativa de estos últimos años?
Mucho se ha hablado de la muerte del libro como objeto y hasta algunos extremistas han llegado a vaticinar la desaparición de la literatura. Lo cierto es que últimamente la producción literaria ha aumentado de manera considerable explorando diversos caminos.

¿Qué autores influyen en su obra?
Jorge Luis Borges, The Beatles, Fiodor Dostoyevski, Homero Manzi, Oscar Wilde, Marino Santa María, Woody Allen, Virgilio, Akira Kurosawa, Diego González Pardo, James Joyce, Picasso, Frederic Chopin, Dante Alighieri... y muchísimos más. Son artistas que encontraron gemas universales explorando dentro de la propia aldea.

¿Cree que el escritor es un ser obsesivo?
Depende de la clase de escritor que uno sea. El escritor de profesión no lo es: lo hace por oficio y se dedica a despachar kilómetros de palabras durante cierto período de tiempo. En cambio, no se puede ser un escritor artístico si no se es obsesivo en primer lugar, porque el artista no tiene otra opción que entregarse a la escritura, yéndole la vida en cada oración, en cada verso.

¿Cuál es el fin que desea lograr con la escritura?
Que me entrevisten.

Dentro de su producción literaria, ¿Qué obra elegiría usted por optar en una en especial?
Tengo dos: la primera es de carácter familiar y se llama “Mora”; la segunda, es “Parque Pereyra” y la elegiría porque al tratarse sobre una plaza donde yo jugaba en mi infancia, me sorprendió gratamente que un jurado español le otorgara algún mérito. Ambas son poesías.

¿Cómo ha cambiado su lenguaje a lo largo de los años?
Me gustaría creer que se ha enriquecido. Ya no miro televisión.

¿Es necesario que el escritor sea un hombre comprometido?
El escritor tiene que respetarse a sí mismo y a su obra. Jamás debe escribir para los demás. Lo primero que tiene que hacer antes de empezar una obra es conseguir un cesto y comprometerse a tirar por lo menos nueve décimas parte de lo que escriba. Una vez que la obra esté terminada, no pensar en su futuro: si es buena, los lectores aparecerán.

¿Qué libros nos recomendaría leer?
No me gusta hacer recomendaciones artísticas porque implican un juicio de valor. Soy partidario de la idea de que cada uno debe leer aquellas obras que le llaman la atención. En mi caso particular, decidí inclinarme por los clásicos porque a pesar de las legiones de críticos –en su enorme mayoría ya olvidados- que tuvieron a lo largo de generaciones, han podido resistir el paso del tiempo.

¿Qué hace antes de escribir?
Nunca planeo escribir. El acto de escribir es consecuencia de una necesidad impostergable de expresarme a través de la literatura. Lo que sí hago cuando empiezo, es comprometerme a terminar el proceso creativo, que a algunas veces culmina en una obra y muchas otras, en bollos de papel.

Cómo ve usted hoy por hoy la industria editorial? ¿Cómo autor qué soluciones le daría a este problema?
No conozco mucho sobre el tema, pero cuando hay necesidad el ingenio provee soluciones. Un ejemplo es el de Camila Berguier, una joven y extraordinaria narradora argentina que editó su primer libro de cuentos, a partir de establecer con mucho esfuerzo su propia editorial.

¿Cree en los concursos o certámenes literarios?
Mi soneto “Parque Pereyra” fue elegido finalista en el primer concurso internacional del Premio Caños Dorados, por lo tanto no puedo ser imparcial. No obstante, si bien estoy convencido de que los mayores premios de renombre se adjudican por cuestiones exclusivamente comerciales, creo que la mayoría de los demás son otorgados con honestidad a quienes lo merecen. 

¿Qué opina de las nuevas formas de difusión literaria por Internet como revistas literarias, blogs,  páginas sobre literatura, redes sociales entre otros?
Son más que medios de expresión. Realmente llegan crear manifestaciones literarias impensadas poco tiempo atrás, como las narraciones construidas desde las estructuras semánticas del chat; blogs donde conviven distintas formas de expresión, como el de la gran poetisa y fotógrafa Silvia Castro... entre otros. Somos testigos de una época vertiginosa y fascinante donde diferentes formas artísticas se funden creando otras nuevas.

Por último: ¿Desea agregar algo más?
Sí. Agradezco a la revista y a su editor, la gentil invitación a participar en este espacio y brindarme la posibilidad de conocer las obras de nuevos escritores. 


Sobre el autor:
Marcelo Nasra nació en Buenos Aires, Argentina en 1968. En 2010 publicó la novela “El espejo” (Editorial Dunken). Varias de sus obras han sido publicadas en diversos medios como Letralia, Revista  Cañasanta, OcioZero, NM, Vintén Editor, Revista Literaria Remolinos, Bajo los Hielos, Rincón del Tango, Revista Poe +, NGC 3660, Revista Nóumeno, Molino de Letras, El Cuervo,  Noticias literarias de América Latina y otros más. En septiembre de 2010, fue finalista del I Concurso Internacional de Poesía Caños Dorados (España).
Contacto: marcelo_soy_yo@yahoo.com.ar


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada